“AMANECER EN LOS MONEGROS DESDE EL TREN”. acrílicos, spray y óleos sobre papel. 200 X 70 cms. 30-10-2014 / 6-11-2014.

 

 

amanecer en los monegros desde el tren

 

 

 

Parece haber un debate en el seno de la comunidad artística en torno a escribir o teorizar sobre el trabajo de cada artista.

Algunos piensan que “escribir sobre” resta libertad al espectador a la hora de  interpretar cada obra.

Quizás esta idea surge como consecuencia de pensar que la obra solamente pertenece al artista y parece que lo que pueda decir él o ella sobre su trabajo, tiene que ser forzosamente.

Lejos de este pensamiento, pienso  que mi proceso creativo y su resultado me sirven para elaborar, comunicar y relacionarme conmigo mismo, y de esta forma estar conectado con mi entorno. En mi caso, utilizo el Arte como herramienta de conocimiento; tanto de lo interno, como de lo externo.

Y la obra, el resultado, una vez que la comparto,  no me pertenece…quizás lo que sí me corresponde es la elaboración del pensamiento que realizo después de construir cada cuadro. Más aún, pensando en que normalmente construyo cada obra utilizando el azar.

Se acerca a la idea de pensar al Artista como canal o puente entre lo que no se ve y lo que podemos ver.

En esta obra tenía claro que quería desarrollar un paisaje que se me quedó grabado cuando viajaba a Barcelona hace cuatro semanas en tren. Y he dibujado los elementos que apunté en mi cuadernito cuando traqueteaba por este paisaje mientras las sombras se acortaban.

Puede parecer tonto, pero esta imagen y poder pensar sobre ella me regala la posibilidad de reconocer no solamente el paisaje de Los Monegros,  sino también,  ser consciente del momento en el que me encuentro.

En primer término, a la izquierda aparecen pintados unos estratos que me sugieren  “algo interno”  y a la derecha unas vías del tren que parecen llegar desde esa “radiografía”. Estos raíles desaparecen del soporte en la dirección del amanecer.

No sé por qué pero los dos caminos que se encuentran en el centro de la imagen y que no están pintados (el blanco es el del papel) me sugieren las dos antenas del supuesto caracol que formarían los estratos y las vías del tren.

Pues en esas estoy, saliendo de mi mundo interno, de mi entorno más cercano, para descubrir lo que hay ahí afuera.

Despacito.

Como un caracol.

 

Anuncios

Un comentario en “

  1. Eres un artista pero de los de verdad .No me cansaré de repetirlo como te expresas tu podías ser tranquilamente un contador de historias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s